Un consorcio participado al 45% por Aqualia, la filial de Agua de FCC, y al 25% por Acciona, junto con las empresas internacionales Tawzea (23%) y Haaco (7%), se ha adjudicado un contrato en Arabia Saudí para la gestión, operación y mantenimiento del ciclo integral del agua en las regiones del sur del país.