La Comisión Europea continúa analizando la petición de España y Portugal de poder limitar el precio de referencia para el gas en 30 euros el megavatio (MWh) como medida temporal para abaratar el precio de la luz, si bien ha avisado de que no se ha fijado por el momento un plazo para responder a Madrid y Lisboa.