Las organizaciones sindicales Comisiones Obreras (CCOO), Unión General de Trabajadores (UGT) y Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) han denunciado la situación «insostenible» en la que se encuentran las oficinas de la Seguridad Social por parte de sus responsables y gestores.