La balanza por cuenta corriente, que mide los ingresos y pagos al exterior por intercambio de mercancías, servicios, rentas y transferencias, registró un déficit de 2.400 millones de euros en los dos primeros meses del año, frente al déficit de 1.700 millones del mismo periodo de 2021, a pesar del avance del superávit del turismo, según los datos del Banco de España publicados este viernes.