La inflación subyacente escala al 3,4%, su nivel más elevado desde 2008, y los precios se incrementan un 3% respecto al mes de febrero