La compañía cervecera holandesa Heineken obtuvo un beneficio neto de 3.324 millones de euros en 2021, frente a las pérdidas de 204 millones contabilizadas en el ejercicio anterior, informó la multinacional, que ha advertido de que las subidas de precios en respuesta al alza de los costes pueden afectar al consumo.