La invasión en Ucrania por parte de Rusia ha hundido la confianza de los inversores españoles a su nivel más bajo en dos años, al situarse en -3,7 puntos a finales de marzo, según recoge la encuesta sobre la confianza del inversor español realizada por JP Morgan Asset Management.