La tasa de inflación interanual de la zona euro se situó en marzo en el 7,4%, frente al 5,9% registrado en febrero, en lo que supone el mayor encarecimiento de los precios en la región del euro de toda la serie histórica, aunque esta segunda lectura del dato implica la rebaja de una décima respecto del avance publicado a principios de abril por la oficina comunitaria de estadística, Eurostat.