Las exportaciones alemanas a Rusia registraron el pasado mes de marzo, el primer mes tras el comienzo de la invasión de Ucrania, una caída del 62,3% respecto del mes de febrero, hasta 900 millones de euros como consecuencia de las sanciones impuestas al gigante euroasiático, según los datos de la Oficina Federal de Estadística (Destatis).