La ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero, ha cifrado en más de 5.000 millones de euros el impacto en las cuentas públicas de las rebajas fiscales aprobadas para paliar el impacto de la subida de precios en el mercado mayorista de la electricidad en hogares, industrias y pymes.