La Federación Nacional de Comunidades de Regantes (Fenacore) ha demandado revisar los planes hidrológicos y han advertido de que la producción de los alimentos se encuentra «amenazada» por una planificación «totalmente desenfocada», por lo que han pedido retomar las inversiones en obras hidráulicas y una mayor inversión para reforzar la lucha contra el cambio climático y mitigar algunos de sus efectos, como las inundaciones y las sequías.