La vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha reconocido este martes que la rebaja de impuestos aplicada sobre la factura de la luz no ha sido suficiente para contener los precios que pagan los consumidores en la situación «tan extraordinaria» que se está viviendo en los mercados y ha anunciado que el Gobierno hará «pronto» un «esfuerzo adicional», en coordinación con la Unión Europea, para abaratar el recibo.