El Ministerio de Industria y Comercio de Rusia ha publicado este viernes la lista completa de productos, que incluye más de cincuenta categorías, sujetos al régimen de «importación paralela» que entrará en vigor a partir de mañana y por el que se omitirá la necesidad de autorización del titular de la propiedad intelectual de las mercancías para su introducción en el mercado ruso.